Como mejorar el rendimiento laboral

Cómo mejorar el rendimiento laboral, trucos y consejos

12 minutos

Mejorar el rendimiento laboral es la meta de todos los managers y áreas de RR.HH. Saber cómo hacerlo es lo más complejo, y depende de múltiples variables. Sin embargo, hay consejos y trucos prácticos que se pueden adaptar para casi todas las organizaciones.

Hay tres premisas fundamentales para mejorar el rendimiento laboral: la motivación, la confianza y el compromiso. Conceptos que parecen muy genéricos, pero que están ligados a los consejos que se van a presentar a continuación. 

text-ebook-productividad en el trabajo

Además de sus numerosas ventajas para la motivación de los empleados, aumentar el rendimiento laboral ofrece ventajas cuantitativas y cualitativas para las organizaciones, así como mejora la competitividad de las mismas.

Consejos para mejorar el rendimiento laboral

  • Mejora tus políticas de flexibilidad: Optar a horarios flexibles, deslocalización con modelos híbridos que permitan días de teletrabajo… Son opciones que ahorran estrés a los equipos y aportan auto responsabilidad que mejora la confianza de los empleados.
  • Forma a tus managers para que sepan gestionar el trabajo en equipo: El reparto de tareas ponderado, la igualdad de condiciones entre personas con el mismo cargo, … son algunas claves, pero los managers deben ir un paso más. Gestionar equipos siempre es complejo, por ello, deben respetarse canales de comunicación de grupo, reconocimientos, respeto por la conciliación de los compañeros y todo ello debe venir marcado por el manager.
  • Comunicación cercana y precisa: Contar con canales de comunicación bidireccionales es siempre un acierto, aporta cercanía y mejora el compromiso, al hacer al empleado parte de un todo. Además, las comunicaciones deben estar bien dirigidas, ser claras, mostrar un mensaje que no admita dudas, exponer un canal de consulta por si aparecen,…. En definitiva, hacer equipo, pero sin llegar a agobiar con emails impersonales o demasiado informales.
  • Recompensa es igual a motivación: A todos nos gusta que reconozcan nuestros méritos, pero al contar con una política de recompensas o reconocimiento público, la motivación se multiplica. Además, los programas de bienestar del empleado están cada vez más de moda: un seguro sanitario cofinanciado, vacaciones el día de su cumpleaños … pequeños gestos que son claves para retener al mejor talento.
  • Respeta los descansos y desarrolla una política de Desconexión, principalmente digital, que deba cumplir todo el personal indistintamente de su puesto de trabajo. Además, es importante estar muy pendiente de los descansos para no incurrir en incumplimientos normativos y mantener el compliance a raya.
  • Ofrece programas de formación: Cada vez más, y las nuevas generaciones que han entrado al mercado laboral lo han impuesto, los empleados quieren mejorar sus competencias. La percepción de que la formación les permite no quedarse estancados, mejorar en su empleo presente y poder optar a uno mejor, siempre motiva y favorece la productividad laboral.

Algunos trucos para mejorar el compromiso y la motivación

Dependiendo si formas parte del equipo de Recursos Humano o eres el manager de un equipo debes implantar estos consejos, pero en esencia la intención de estos trucos es la misma.

  • Establecer reuniones semanales para repasar tareas y alineación, y comentar dudas o situaciones complejas.
  • Mejora los canales de comunicación entre compañeros de equipo: herramientas como Microsoft Teams te lo pueden poner más fácil.
  • Deja constancia de los proyectos en curso y sus tareas, y establece en un lugar donde todos puedan consultarlos, para evitar malos entendidos. Desde Excel, hasta herramientas de control de tareas, pueden serte de gran ayuda.
  • Sé empático con la conciliación del equipo y las circunstancias especiales que puedan tener, pero interesándote también por cómo esperan hacer frente su conciliación vida privada – vida laboral.
  • Elige y reconoce al compañero del mes, y has participe de esto al equipo con una votación. No hay nada que motive más que el reconocimiento de las personas que comparten tu día a día.

¿Cómo medir el rendimiento?

Las evaluaciones de desempeño sirven para medir y estimar, cuantitativa y cualitativamente, el nivel de eficiencia con el que los trabajadores realizan sus tareas y asumen sus responsabilidades laborales. Por medio de procesos de medición sistemáticos, se analizan determinadas variables y se evalúan indicadores de rendimiento específicos. 

Con los datos y la información obtenida de dicha evaluación, los responsables pueden tomar decisiones estratégicas de gestión del talento, ya sea ajustando aquellos aspectos que muestran debilidades, o potenciando las fortalezas de cada empleado. 

Mejorar el rendimiento y mídelo con evaluación de desempeño

Cuando podemos medir el desempeño y obtener información confiable respecto a cómo trabajan los empleados, es posible pensar acciones que mejoren el rendimiento individual y, por consiguiente, el funcionamiento colectivo.

Con una evaluación de desempeño periódica la empresa garantiza talentos más productivos, eficientes y alineados a los objetivos organizacionales. Recordemos que la eficiencia ya no se mide en horas, sino en resultados y por ello son cada vez más necesarias estas evaluaciones. Con ellas se logrará:

  • Fijar objetivos que sean claros y entendidos por toda la plantilla.
  • Tener un perfil completo de cada empleado, a nivel cuantitativo y cualitativo, lo que ayuda a fortalecer sus habilidades soft y hard.
  • Poder dar un feedback más claro que ayude al empleado a saber concretamente qué cosas debe mejorar o potenciar.
  • Tener una relación más cercana entre los empleados y sus superiores, lo que brinda confianza y fortalece, y autoestima en ambos.
  • Saber cuándo hay que valorar una contribución exitosa de un trabajador. Sin una evaluación periódica, las felicitaciones pueden llegar demasiado tarde. 
  • Apoyar a los talentos más de cerca en el desarrollo de un plan de carrera y fomentar la promoción interna.
  • Reducir el trabajo administrativo de los managers, ya que las evaluaciones automatizadas ahorran tiempo y trabajo. 

Cómo realizar una evaluación de desempeño que mejore la productividad

Para realizar una evaluación del desempeño efectiva, que facilite la gestión del talento en el departamento de RR.HH. será necesario contar con una solución adaptativa, flexible y lo más simplificada posible. VisualTime permite:

  • Diferentes modelos de evaluación según el tipo de organización, las tareas desarrolladas, las operaciones, , etc.
  • Crear un modelo de evaluación de desempeño propio, sin sesgos ni parámetros predeterminados. 
  • Gestión centralizada, en la que se pueden ver todos los resultados en un solo lugar. 
  • Informes completamente personalizables para medir indicadores claves de rendimiento.
  • Realizar autoevaluaciones para cada rango dentro de la empresa: supervisores, managers, compañeros, personal de RR.HH., etc.

Con esta herramienta, no solo podrás obtener resultados rápidos y automáticos en cada evaluación de desempeño, sino que los responsables de la gestión del talento encontrarán un aliado que los ayuda a medir, evaluar y tomar decisiones de forma simple y rápida, sin perder tiempo ni recursos. 

post-ebook-productividad-trabajo