Descanso laboral

Descanso laboral durante la semana: tipos, tiempos y opciones

7 minutos

El descanso laboral es obligatorio, pero existen diferentes tipos, tiempos en los que se aplican y opciones de gestión. Los tiempos de descanso pueden afectar a la flexibilidad laboral e incluir tanto diarios, semanales, o anuales. En este artículo nos centraremos en los diarios y semanales, ya que los anuales, conocidos como «vacaciones» y merecen una aproximación a parte.

New Call-to-action

En la ejecución de los descansos laborales no solo hay que tener en cuenta la legislación, para asegurar el compliance, sino también el desgaste tanto físico como psicológico de los miembros del equipo, para mantener la productividad siempre al máximo nivel.

Existen 3 tipos de descanso durante una semana de trabajo: los descansos dentro de una jornada laboral, entre jornada y jornada y los descansos semanales.

Descanso laboral dentro de la jornada

La legislación es muy clara en este sentido. La duración de la jornada semanal será de 40 horas de promedio. Lo que suele equivaler a unas 8 horas diarias. Según la legislación a partir de las 6 horas ininterrumpidas de trabajo es obligatorio realizar un descanso dentro de la propia jornada.

Siempre que la duración de la jornada diaria continuada exceda de seis horas, deberá establecerse un periodo de descanso durante la misma de duración no inferior a quince minutos. Este periodo de descanso se considerará tiempo de trabajo efectivo cuando así esté establecido o se establezca por convenio colectivo o contrato de trabajo

Art. 34.4 del Estatuto de los Trabajadores

Es importante recordar que los empleados deben tener muy claro si ese tiempo se considera tiempo de trabajo efectivo, ya que si es considerado como tal debe registrase dentro como tiempo trabajado, como así consta en la legislación relativa al registro de la jornada laboral.

Descanso entre jornada y jornada

En este aspecto volvemos a recurrir al Estatuto de los Trabajadores para marcar los límites básicos, aunque estos pueden ser mejorados en los convenios respectivos de sectores o empresas.

Entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente mediarán, como mínimo, doce horas.

Art 34.3 del Estatuto de los Trabajadores

En dicho punto también se establece que el máximo de horas a trabajar diariamente será de 9 horas ( de tiempo de trabajo efectivo), salvo que por convenio o acuerdo entre la empresa y la representación legal de los trabajadores se acuerde otra distribución.

Descansos semanales de forma ininterrumpida

El ser humano necesita descansar y sobre todo desconectar. En muchas ocasiones los descansos entre jornadas no son suficientes por ello la legislación marca un descanso semanal mínimo.

Dicho descanso semanal no puede ser inferior a 36 horas, y deben ser disfrutadas de forma interrumpida.

El Estatuto de los Trabajadores marca unos mínimos, pero no define lo que es un descansos, los convenios pueden mejorar los derechos laborales reflejados en él.

Productividad y flexibilidad, de la mano gracias al descanso laboral

Un registro de la jornada laboral correcto permite reducir las horas extra, y para ello los tiempos de descanso laboral deben marcarse, a no ser que el convenio diga lo contrario, como tiempo no efectivo. La flexibilidad horaria junto con una correcta gestión de los descansos laborales permite no solo aumentar el rendimiento sino también mejorar la productividad.

El control de horario de VisualTime no sólo cumple con todas las exigencias legales, sino que también permite implantar franjas de entradas y salidas. Esto permite a los empleados adecuar sus horarios para facilitar la conciliación familiar, traduciéndose en una mayor satisfacción y mayor tiempo de trabajo efectivo. En definitiva, VisualTime ha demostrado ser la solución definitiva para sacar el máximo partido a la gestión del tiempo. Un software innovador, intuitivo, adaptable y que siempre logrará hacer más fácil todo lo difícil.

New Call-to-action